miércoles, 9 de noviembre de 2011

Tumbas viejas por nuevas

- Cuando muera (dijo Nasrudín), quiero que me entierren en una tumba vieja.

- ¿Por qué’, (preguntaron sus familiares.

- Porque cuando vengan Munkir y Nakir, los ángeles que llevan la cuenta de la buenas y malas acciones, podré hacer que pasen de largo diciéndoles que esta tumba ya ha sido considerada y anotada para el castigo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario